This Page

has been moved to new address

Oh, Fiction, thou art a heartless bitch

Sorry for inconvenience...

Redirection provided by Blogger to WordPress Migration Service
la vida no trae instrucciones: Oh, Fiction, thou art a heartless bitch

sábado, diciembre 26, 2009

 

Oh, Fiction, thou art a heartless bitch

Hay días en que uno(*) se despierta con el pie equivocado, o para decirlo con mayor precisión, con la mano equivocada. Hoy es uno de esos días en los que uno amanece dudando de su vocación, no de la existencia de la misma, sino de su buen tino. Porque vamos, nos dice la Historia que Hitler tenía la vocación de pintor, pero resultó que su verdadero talento estaba en ser genocida, lo cual demuestra que la vocación se equivoca, y el talento también.
Mi generación está llena, por no decir plagada, de escritores jóvenes y talentosos (aunque el vocablo "joven" en este contexto tenga un significado ambiguo y en ocasiones laxo), entre los cuales, pareciera a veces, existe un pequeño Olimpo del cual nos hallamos excluidos, por razones que, supongo, incluirán la de no estar en la capital y por tanto, no poder asistir a prácticamente ningún evento literario de ésos que pareciera que tienen por función, si no primaria, sí primordial, la de ver y hacerse ver. No me duele que sea de ese modo, porque así lo elegí, y además no considero que la pertenencia a ese Olimpo, que tiene un tanto de farándula literaria, mengüe el talento de los que forman parte de él, aunque tampoco le añada nada.
Lo que sí me duele, es la certeza con la que amanezco este día, de que jamás, aunque me muera y nazca de nuevo, podré hacerle a las palabras eso que les hace Murakami (oh, Murakami, dios de mi Olimpo personal). Entonces, visto que uno no nació Gabriel García Márquez sino marianne díaz, así con minúsculas (me gustan mis minúsculas), hay días, en especial en años que se acaban con prisa, en los que uno se pregunta si vale la pena. Habrá que seguir escribiendo, porque no sabemos cómo vivir sin ello, pero la pregunta es ¿para qué?.
La ficción, señores, es una amante ingrata.

(*) Entiéndase el uso del pronombre impersonal como en: Uno se alegra de resultar útil.

Etiquetas: , , , ,


Comentarios:
aveces pienso lo que no quiero pensar. me aburren sobremanera los escritores con pretenciones de actores, todos deberian seguir el deseo no cumplido de kafka. en fin detras de la mayoria de los blogs hay un sociopata en potencia o un ser humano incapaz de asumir sus responsabilidades escondiendo sus traumas en un blogs. en fin como siempre hablo muchas pendejadas que yo mismo no entiendo. saludos espero me visites y hagas algun comentario.
 
Debes seguir escribiendo para que sigas arrancándoles trozos a la Belleza o a la Fealdad, que, como es normal, son extremos y se tocan, y se complementan, y a veces me gusta más lo que otros consideran feo... Y si me vuelvo un poquito filosófico y algo borgiano, te diré, que los artistas, los buenos, participan en esa tarea titánica de construir el deitas, todos los días, desde el principio de los tiempos y hasta el final de los días. Así que cumple con tu parte y sé feliz o infeliz, pero siempre con los ojos bien abiertos, hacia afuera y hacia dentro.
Un saludo,
J
 
la verdad no se por que perdi tiempo leyendo esta basura
 
Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]





<< Página Principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]